Pañales de tela para bebés: todo lo que necesitas saber

Los pañales de tela son una alternativa excelente a los pañales desechables convencionales. Y es que los beneficios de los pañales de tela son muchos. Por un lado, el ahorro económico a nivel familiar es muy importante. Además, no contaminan y sobre todo, es la mejor forma de cuidar de la piel de los bebés y de evitar irritaciones. ¡Te contamos todo lo que necesitas saber sobre ellos!

¿Qué ventajas tiene utilizar pañales de tela?

Las principales ventajas de usar pañales de tela se engloban en tres bloques:

  1. Cuidado de la piel del bebé. El tejido de los pañales de tela es muy respetuoso con la piel del bebé por lo que usándolos, se evitan las rojeces e irritaciones del culete del bebé o las rozaduras que se producen por las gomas. Esta es una de las principales razones por las cuales, usar pañales de tela con bebés con piel atópica o sensible es genial.
  2. Son mucho más respetuosos con el medio ambiente que los pañales desechables. Aquí hay mucha gente que afirma que por lado se contamina menos usándolos pero que también se gasta más agua y es cierto pero, ¿sabes lo que contaminan? Para su producción, se estima que, al ser de celulosa, se necesiten una media de 5 árboles por niño. Pero luego viene la segunda parte, ya que una vez utilizados tardan cientos años en descomponerse.
  3. Suponen un ahorro económico a nivel familiar. Comprar pañales desechables semana tras semana es un dineral y con los pañales de tela, haces una inversión inicial pero luego, ya los puedes usar hasta que el pequeño ya no use pañales ya que la gran mayoría de los pañales de tela del mercado, son evolutivos.

¿Cómo empiezo a usar pañales de tela? 

El número de pañales que vas a necesitar para empezar depende de dos factores: de la edad de tu bebé y de como te organices para su lavado. Un bebé recién nacido utiliza una media de 10-12 pañales al día por lo que, si lavas todos los días, es posible que con 15-20 pañales sea suficiente. En este caso, es importante elegir pañales que sean de rápido secado como los Pop-in de Close Parent. Pero si te decantas por usar pañales compactos, que tienen todo incorporado y el absorbente va incorporado en el pañal, deberás tener en cuenta que tardan más en secarse y es posible que necesites más cantidad de pañales de tela.

Si vas a utilizar los pañales por piezas, deberás usar absorbentes (los hay de día y de noche) y además, un forro para evitar que se manchen los pañales. Con respecto a los forros, los hay lavables o desechables como por ejemplo los de bambú. La gran mayoría de personas se decantan por los desechables que son ecológicos y se descomponen fácilmente.

¿Qué grado de absorción tienen los pañales de tela? 

El grado de absorción con pañales de tela es un poco menor que el de pañales desechables. Esto durante el día, no suele suponer ningún problema ya que es raro que pasen más de 2-3 horas sin que se les cambie el pañal pero por la noche, como el cambio de pañal se alarga más que por el día, puedes utilizar absorbentes de noche y aprovechar alguno de sus despertares para mamar o tomar el biberón para hacer el cambio de pañal si fuera necesario. Hay papás que apuestan por hacer un mix, durante el día pañales de tela y por la noche un desechable.

Mitos en contra de los pañales de tela

  • Que los bebés no pueden andar de lo que abultan. Es cierto que abultan más pero ellos van muchísimo más cómodos que con un pañal desechable.
  • Que te pasas el día lavando. Es verdad que se tienen que lavar pero todo es cuestión de organización y por suerte, ¡se inventaros las lavadoras!
  • Que cambiarles el pañal es un engorro. Todo es cuestión de practica y de cogerle el truco así que, ¡tranquilidad!

Así que ahora sólo te queda empezar a practicar y si quieres saber como manejarte en el día a día con los pañales de tela, ¡nosotros te lo contamos!

Escríbenos a info@silvietahome.com y te lo contamos todo.

 

Dejar un comentario

Acepto la política de privacidad *

WhatsApp chat