¿Por qué introducir el masaje infantil en la rutina diaria de tu bebé?

Si tienes un bebé sabrás más que de sobra que, la rutina es súper importante para ellos. Parece que tengan un reloj instalado y por eso, cuando su rutina se altera, ellos también se alteran. Hay bebés que lo llevan mejor que otros, pero por norma general, un bebé que sigue la rutina del día a día, suele estar más tranquilo. Si introducimos el masaje infantil en su rutina diaria, además, notaremos grandes cambios con respecto a su comportamiento y sus patrones de hambre y sueño entre muchos otros beneficios.

El masaje infantil y el día a día

Os pongo en situación: vais a pasar el día fuera de casa y vuestro bebé está todo el día durmiendo. Come y vuelve a cerrar los ojos. Parece que se despierta pero vuelve de nuevo a quedarse dormido. ¡ALERTA, ALERTA, ALERTA! Siento deciros que no está dormido, lo que pasa es que todo lo externo que se está aconteciendo no le interesa así que: SE HACE EL DORMIDO LITERALMENTE.

Todos los estímulos de su entorno los está percibiendo. Luces, sonidos y pasar por diferentes brazos provoca que el bebé vaya acumulando mucha tensión y entonces, ¿qué pasa cuando llegamos a casa? Que el bebé tiene que liberar todas esas tensiones y, ¿cómo lo hace? LLORANDO.

El masaje infantil les ayuda a liberar tensiones

Los papás debemos intentar entender como se sienten así que lo mejor es que nos adelantemos a ese llanto. ¿Cómo? Ayudandoles a liberar toda esa tensión acumulada y que mejor forma de hacerlo que a través del masaje infantil.

Este es un ejemplo extremo pero en el día a día, hay cosas que sin darnos cuenta estresan a los pequeños y cuando llega la tarde-noche, tienen que liberar esa tensión y, ¿cómo lo hacen? LLORANDO.

Si introducimos el masaje en su rutina diaria, le iremos ayudando a liberar todas esas tensiones emocionales y físicas de forma que, esos episodios, no lleguen a producirse.

Siempre hay un momento para hacerle un masaje a tu bebé

Son muchas las personas que dicen que “no tienen tiempo de hacerle el masaje”. El masaje no dura más de 10-15 minutos como mucho, muchísimo. De hecho, lo mejor es aprovechar esos momentos de tranquilidad durante el cambio del pañal, después del baño o durante el juego.

El momento del masaje, no hace falta planificarlo ni ponerle una hora fija, simplemente hace falta estar un poco alerta para aprovechar el momento óptimo.

Nunca es tarde para iniciarse en el masaje infantil por lo que, si lo acabas de descubrir puedes buscar una formación que se adapte a la edad o a las necesidades de tu hijo para poder empezar a hacerlo. Cuando son bebés, los movimientos de masaje son específicos pero con forme van creciendo, el momento del masaje se convierte en un juego así que, no te preocupes que el masaje es para toda la vida.

Si te interesa la crianza con apego y quieres satisfacer las necesidades afectivas y fisiológicas de tu bebé de una forma muy respetuosa, en el masaje infantil encontrarás un gran aliado. No dejes pasar la oportunidad de empezar a practicarlo.

En España, la Asociación Española de Masaje Infantil, forma a Educadores de Masaje Infantil que imparten talleres y cursos para promover el poder del tacto nutritivo. Si estáis interesados en saber donde se imparten los cursos o tenéis alguna duda, podéis escribir a info@silvietahome.com o llamar al 696621484 (también Whatsapp). 

 

 

Dejar un comentario

Acepto la política de privacidad *